Crónica del Triatlon MD Peñíscola por Francisco Rallo:”Un año más, media hora menos”

Esta semana os dejamos el relato de Francisco Rallo, el triatleta que decidió debutar en triatlón a los 60 años y nada menos que en el exigente Tritan MD de Peñíscola. No contento con acabar, este año aumentó la apuesta a bajar nada menos que 30′ y anuncia “guerra” para la 3ª edición. Un increíble relato sobre cómo el esfuerzo, la superación y la determinación pueden superar cualquier barrera:

“Tritan de Peñiscola 2014. UN AÑO MÁS…MEDIA HORA MENOS”

Los 60 dijimos en el 2013 que no era buena edad para comenzar con los triatlones, pero la realidad es obstinada y “nunca seremos mas jóvenes”. Así que con esta filosofía y una vez superado el reto de “acabar como sea” en el 2013, me puse como meta bajar media hora de las más de 6h 15 min con las que acabe en el 2013. Un objetivo que durante un año lo tuve entre ceja y ceja; cada día que entrenaba, tenía como fin esa meta y para conseguir el objetivo seguía las instrucciones que un día oí en un medio de comunicación:”Si quieres estar bien, entrena cuando te apetezca; si quieres mejorar, entrena también cuando no te apetezca”. Y así pasó el otoño, llegó el invierno, no tuve lesiones, mi cuerpo respondía, asimilaba bien el entrenamiento y tenía la sensación que al menos iba un poco mejor en las tres modalidades que en la temporada anterior.

Con la experiencia que da la edad, yo recomendaría a los veteranos que quieran hacer el Tritan 2015 dos cosas: la primera, no bajar el nivel de entrenamiento en invierno, porque luego cuesta Dios y ayuda el recuperar el estado de forma anterior; y la segunda, “a cierta edad, y para no lesionarse, es mejor no trabajar la calidad y sí aumentar el volumen progresivamente”. Poco a poco se acercaba el día de la prueba, en el último mes hice dos o tres transiciones de bici-carrera y una de natación-bici, la tarde anterior a la prueba nos fuimos a Peñíscola a dormir al hotel Ágora. Bueno, lo de dormir es un decir, porque a los nervios propios de la víspera de toda competición, se unieron la vista de un mar medio embravecido, que hacía temer no solo por la prueba sino por mi supervivencia, y dos circunstancias más que dificultaron el descanso, la final de la Champions (Madrid-AT de Madrid), con cohetes hasta altas horas de madrugada, y un par de tormentas, que yo creía embravecerían más el mar…

…y llego el día y la hora…

"SúperPaco" en el segmento de ciclismo

“SúperPaco” en el segmento de ciclismo

Buen desayuno en el hotel, milagrosamente el mar se había medio tranquilizado y, a pesar del no descanso nocturno, las sensaciones no eran malas. Como el año pasado, dos plátanos antes de empezar a nadar y “a la guerra”… Utilizamos el “piño fijo” en la natación , con la suerte que respiro siempre mirando a la izquierda y era un placer disfrutar de la vista del castillo, además tenía la sensación de no ir muy rezagado , iba en un grupo, e incluso pasábamos alguno de los que habían salido un par de minutos antes y llevaban gorro rojo. Me pareció ver en el reloj algo así como 51 min cuando la primera transición, que procuré hacer “menos lenta” que el año anterior. Y comenzó la bici, buen día para ir en bici, ni frío ni calor y poco aire, en un circuito precioso, muy técnico y para mí, ideal. Yo creo que estaba más o menos igual de forma que el año anterior, pero el manillar de triatleta me permitió bajar 10 min. del registro del 2013 ( en 90 km) y sobre todo disfrutar de este segmento que, por decirlo de alguna manera, “es mi fuerte”.

Otra vez intenté recortar tiempo en la segunda transición y comencé la carrera con mejores sensaciones que en el 2013. Las subidas las hacía trotando y no andando como el año anterior, pero en la segunda bajada, un calambre reiterativo hizo que me parase y de nuevo pensara: ”Paco, lo ves, ya no tienes edad de hacer estas cosas”. Y comencé a caminar en sentido contrario para retirarme. Al poco se me pasaron los calambres y me dije “ale a volver a correr, poco a poco”… Y poco a poco fui cogiendo mi ritmito, sin forzar para no despertar a los calambres y bebiendo y comiendo para recargar. Los últimos kms fueron de verdad los mejores, me encontraba todavía con fuerzas e incluso pasé a algún que otro colega y al final… ¡La gloria, 5h 42 min, objetivo conseguido!.

¡Entrando en meta con energía!

¡Entrando en meta con energía!

Como uno nunca sabe los triatlones que le quedan, ya estoy apuntado al del 2015 y me he puesto el difícil objetivo de bajar de 5h30 min (con 62 años claro). No sé de dónde puedo rebajar tiempos…¡Ya veremos! Porque no nos engañemos, si no intentamos mejorar, ¿qué alternativa nos queda?.

Un abrazo

Fco. Rallo

Nota: muchas gracias a toda la organización, pues me parece impresionante el esfuerzo que hacen, para que unos pocos disfrutemos del triatlón”.

Recorriendo la Vía Augusta por Castellón

Hace unas semanas fijamos los días 1/2 de noviembre para pasarlos recorriendo la Vía Augusta por Castellón, saliendo desde la misma capital y llegando hasta la frontera norte de la provincia y la comunidad.

En el arco romano de Cabanes

En el arco romano de Cabanes

El objetivo era vertebrar mediante la ruta las poblaciones y monumentos más importantes que nos íbamos a encontrar, entre ellos el arco romano de Cabanes o el patrimonio histórico y monumental de Sant Mateu. Comenzamos la ruta el sábado por la mañana utilizando los carriles bici que nos llevan hacia la Universitat Jaume I, donde no abandonamos el carril bici para continuar por la CV-1520 y CV-151 hasta girar dirección norte por el carril bici paralelo a la CV-10, nuestra compañera gran parte de la ruta siguiendo los indicadores de la Vía Augusta. Tras dejar atrás Borriol y su ermita de San Vicente, cumplimos los primeros 10kms. de la ruta en dirección a Pobla Tornesa. Justo antes de llegar a esta población nos encontramos un punto crítico de la ruta que consideramos que se debería reformar, pues un carril bici en la que nos encontramos 3 rampas de un desnivel del 17% puede desanimar a muchos a iniciar una ruta en esa dirección, una lástima porque seguro que con un firme más regular veríamos muchos más ciclistas por la zona.

¡En ruta!

¡En ruta!

Atravesamos la Pobla Tornesa para continuar por el carril bici de la vía de servicio paralela a la CV-10 que nos llevará en apenas 6km hasta la localidad de Cabanes, desde la cual tomamos la CV-157 durante 2 kms. hasta el espectacular arco romano, un arco de triunfo del S.II d.C. que marcaba el paso de la Vía Augusta por la zona. Para evitar en la medida de lo posible por la CV-10 por donde ya no tenemos carril bici, decidimos continuar por carreteras “sin nombre” hasta llegar a Benlloch, una zona muy agradable y tranquila si no fuese por los últimos 500 m con un asfalto totalmente destruido y que hacen complicado hasta mantener el equilibrio, otra vez una lástima porque sería una vía de acceso a la localidad para ciclistas. Cuando ya no nos queda más remedio, nos incorporamos a la CV-10 que aunque tiene unos arcenes amplios y el tráfico no es excesivo, siempre da respeto circular entre coches que van a 100 km/h. Decidimos que será en Les Coves de Vinroma donde pararemos a comer una vez completados los 15km que nos separan de dicha localidad. Tras reponer fuerzas con una comida ligera para no entorpecer la marcha con una digestión pesada, continuamos en el que será el peor tramo por haber terminado de comer, la hora del día y también el terreno ligeramente ascendente hasta Sant Mateu, nuestra próxima parada. Nos sobreponemos a todos estos condicionantes ya que la luz solar nos limita las horas de ruta, más aún en un día nublado como tuvimos, y llegamos a Sant Mateu con 72 kms. de ruta, una población patrimonio histórico y cultural cuya visita ya ocuparía un día entero, así que paramos a tomar un bocado en la plaza central y continuamos hacia La Jana. Tras atravesar dicha población, nos encontramos con el punto más conflictivo de la ruta, al tener que hacer 5 kms. por la N-232 hasta llegar a Traiguera, última población que atravesaremos antes de llegar a nuestro lugar de pernocta, el complejo Golf Panorámica en el término de Sant Jordi, donde llegamos a las 17:30, 98 kms. después de salir de Castellón esta mañana. Elegimos este complejo por su tranquilidad y formato de apartamento que nos resultaba muy cómodo para las bicicletas, con lo que no contábamos era con la cena de Halloween, muy bien ambientada por el restaurante del complejo y que hizo las delicias de los presentes, aunque nosotros tuvimos que “escaparnos” a descansar porque al día siguiente nos esperaban 100 kms. más.

Parada técnica

Parada técnica

Tras el descanso revitalizante y un completo desayuno en el restaurante ya sin más zombies que nosotros, comenzamos el camino de vuelta, variando algo la ruta y añadiéndole un poco más de dureza en los primeros kilómetros. A través de caminos rurales llegamos hasta la población de Sant Jordi, desde donde iniciamos uno de los tramos del segmento ciclista de nuestro querido Triatlón MD de Peñíscola, aunque en sentido contrario,  donde nos cruzamos con muchos ciclistas, ¿estarían entrenando para la carrera? Dejamos el desvío de la CV-136-135 por el que continúa el circuito del Triatlón, y seguimos hacia Cervera del Maestre subiendo un puerto corto pero exigente hasta alcanzar la población que destaca por estar “a la sombra” su Castillo del S.XI. Continuamos ruta hasta conectar de nuevo con la CV-10 justo antes de llegar a Sant Mateu de nuevo, donde hoy sí que luce el sol y decidimos pasar algo más de tiempo por sus callejuelas, antes de seguir recorriendo la Vía Augusta por Castellón, ya con 125kms. acumulados en las piernas. Aunque sabemos que se hará un poquito duro, decidimos hacer de un tirón desde Sant Mateu a Cabanes para poder llegar sobre las 14:00,  comer algo y ya encarar los últimos 28kms. hasta casa. Efectivamente se hizo duro además por la compañía nunca deseada del viento en contra, así que la Coca-cola y las olivas que nos tomamos en la plaza de la fuente de Cabanes, fue mucho más merecida y sirvió de combustible para los últimos kms, volviendo a pasar por la Pobla Tornesa y Borriol, para alcanzar de nuevo Castellón completando 193kms.

La prueba de la verdad ¡193kms.!

La prueba de la verdad ¡193kms.!

¡Una gran ruta, espectaculares recorridos, muchas anécdotas y diversión! Si quieres conocer más experiencias sigue atento a nuestro blog y si quieres que organicemos una ruta par ti, tu club, tu empresa u organización, contacta con nosotros y lo organizaremos todo a tu medida.

Cansados pero contentos, ¡conseguido!

Cansados pero contentos, ¡conseguido!

Celebramos el IM Kona regalando un Garmin

¡REGALAMOS ESTE ESTUPENDO GARMIN FR70!

GarminFR70

GarminFR70

El próximo sábado día 11 se celebra el Campeonato del Mundo Ironman en Kona, Hawaï. Para celebrar esta fiesta del triatlón vamos a sortear en el formato “porra” un Garmin FR70 valorado en 140€. Las instrucciones del concurso son:

1) Haz “Me Gusta” en la página de Facebook de Infinitri: https://www.facebook.com/infinitrisports

2) Hazte “follower” del twitter de Infinitri: https://twitter.com/infinitrisports

3) En el caso de Facebook, busca la foto del concurso y compártela en tu biografía. En el caso de twitter, busca el tweet del concurso y retweetealo.

4) Ya sea en el muro de facebook o con un tweet con el hashtag #InfinitriKONA haz tu pronóstico de ganador y tiempo en formato HH:MM (por ejemplo #InfinitriKONA Eneko Llanos 8:18)

Bases: Hay tiempo para participar hasta las 23:59 del día 10 de octubre. Para un mismo pronóstico de triatleta, no se puede repetir tiempo, ganaría quien primero lo publicó. El premio, un Garmin FR70, será enviado a la dirección que nos indique el ganador del concurso.

¡VENGA, A HACER LA PORRA!

La Shiv de J. Gómez Noya

Infinitri Sports en la Feria Unibike 2014

El pasado fin de semana Infinitri Sports en la Feria Unibike 2014 estuvo en contacto directo con el mundo del ciclismo. Celebrada en los pabellones 12 y 14 del recinto IFEMA en Madrid, fue la oportunidad de conocer las novedades y nuevas propuestas en productos y servicios relacionadas con el mundo del ciclismo y sus deportes afines.

Visión global del pabellón 12 de Unibike

Visión global del pabellón 12 de Unibike

La feria se divide principalmente en dos tipos de público: los profesionales y el público en general. El viernes sólo esta abierto al ámbito profesional, lo que nos permite un contacto más directo con las empresas que exponen y crear una comunicación más directa. Sábado y domingo se trata de un espacio más reservado al espectáculo dirigido al público final y es mucha y variada la oferta de espectáculo.

Centrándonos en el ámbito del triatlón, hay algo que destaca cada vez más en los últimos años y no es otro que el espectacular aumento de su notoriedad. Los modelos de bicicletas, pero sobre todo el espacio, han aumentado exponencialmente y ya o resulta raro ver un stand tan importante como el de BH presidido por un mural de 30m2 con Mario Mola en acción. Ya no se trata de tener un modelo de triatlón a modo exótico, quien más quien menos tiene 3, 4 o 5 modelos específicos de triatlón o modelos standard con un marcado corte “aero”.

Mural Stand BH en Unibike

Mural Stand BH en Unibike

El triatlón está al alza a nivel mundial pero además en nuestro país viene respaldado con deportistas de primerísimo nivel y eso las marcas no lo pasan por alto. Specialized exponía la bici con la que Javier Gómez Noya hacía historia pocas semanas atrás ganando el mundial de Ironman 70.3 (el equivalente al Ironman de Kona en la distancia Half), sólo 7 días después de hacerse con el título de las WTS, algo sin precedente y que viene a refrendar la espectacular capacidad de Javi a adaptarse a diferentes distancias y condiciones.

La Shiv de J. Gómez Noya

La Shiv de J. Gómez Noya

También era destacable la presencia de múltiples empresas de personalización de ropa deportiva y es que el crecimiento de clubs, equipos y eventos, hace que sea necesario la producción de ropa personalizada o merchandising según sea el objetivo de cada cliente.

En general nos fuimos de Ifema y de Madrid con muchos nuevos proyectos e ideas, y es que este tipo de ferias no sólo sirven para hacer negocios directos o establecer contactos, si no que también es muy útil para inspirarse y conocer hacia donde van las tendencias del mercado. El año que viene no faltaremos y muy probablemente podrás ser tú quien venga a visitarnos.

¿Cuánto esperar a volver a entrenar tras una gran competición?

1416-tritan-md-161 copia

Tanto si eres un competidor experimentado o compites por primera vez, muchas ves nos preguntamos “¿Cuánto esperar a volver a entrenar?”. Debes saber que el cuerpo debe pagar un peaje antes de volver a la rutina de entrenamiento. La cuestión es que necesitas dar tiempo suficiente para que los músculos y las articulaciones se recuperen, pero a la vez no quieres esperar demasiado para no perder el trabajo duro que has hecho de cara a la próxima carrera. ¿Cuál es el término medio? En el blog de Tritan.es te damos unos consejos:

Tomar unos días de descanso

Después de meses de entrenamiento riguroso, permite que tu cuerpo tome un descanso de hacer ejercicio, lo habitual entre cuatro a siete días sin entrenamiento exigente, quizás algún paseo por la montaña o ruta ligera en bici. Y luego, hay que comenzar lento durante una semana o dos, con rodaje de baja intensidad, y entonces estaremos list@s para volver a la rutina con toda la exigencia. Si eres principiante, considera tomar un período de tiempo más largo para relajar cuerpo y mente…pero sin pasarse 😉

Estirar e hidratar

Antes de comenzar con entrenamientos de alta intensidad de nuevo, debes empezar con algo de estiramiento intenso manteniendo siempre un buen nivel de hidratación. El mejor momento para estirar los músculos es justo después de un calentamiento, porque las fibras estás más preparadas para ser “estiradas”. Asegúrate de mantener cada posición durante al menos 20 segundos, y escucha tu cuerpo, parando si no te sientes bien, pero estirando los músculos tanto como sea posible con seguridad. Estirar reduce el riesgo de lesiones, y trabajando los tejidos profundos sentirás como un “mini masaje”.

Paso a paso

Como hemos dicho antes, cuando estamos en vías de recuperación después de una gran carrera, comenzar con ejercicios como caminar o ejercicios en la elíptica con bajo impacto son los ideales, ya que permiten mantener el tono y que los músculos se recuperen progresivamente. Poco a poco comenzaremos a trabajar en carreras Fartlek, las series de natación y rutas ciclistas, siempre cuando sientas que tu cuerpo esté listo.

Crónica IM Vitoria

Nuestro Coordinador General, Manu García, nos relata las experiencias vividas en su segundo distancia Ironman, esta vez en la bonita ciudad de Vitoria. Ahí va su crónica:

TEMPORADA

Aunque me apunté con casi un año de antelación (a diferencia del primer distancia Ironman en Calella, que fueron apenas 5 meses), por diferentes cuestiones no he podido acumular el volumen necesario para poder afrontar un triatlón de esta distancia con garantías. Mis números de 2014 se resumen en: 27,3km de nado; 2933,2km en bici y 819,5km de carrera; habiendo nadado como máximo 3000m en piscina y en una única sesión, las demás de 2000 o menos. La bici quizá sea la disciplina que más entrené, pero igualmente sólo 5/6 salidas por encima de 100km y haciendo 133 como máximo, y en running trabajando sobre todo en umbrales aérobicos, pero tampoco superando las tiradas de 20km. En transiciones tampoco es que me prodigara, haciendo un par de 80-12, y un 90-20, también muy escaso para un ironman. Lo que sí que trabajé mejor respecto a otras carreras es la musculatura en el gimnasio y la adaptación a la nutrición en carrera.

DÍAS PREVIOS

Viajamos para Vitoria el viernes con la idea de llegar antes de las 20h y así poder coger el dorsal y poder dejarme más o menos preparado el material para las transiciones que, al estar separadas la T1 y la T2, tenían bastante logística y el stress de ir con el bus al pantano dejar la bici, desinfectar el neopreno,… y luego ir a la T2 a dejar lo de run, etc, mucho trasiego para el día antes de una “competi”.

2014-07-11 19.37.36

Recogiendo el dorsal el viernes

Respecto a la carga de hidratos, tanto la comida como la cena la hice ligera y un poco más pronto, y a pesar de estar en algún buffet, me porté bien y me ceñí a lo que me sienta bien, no como otras veces que la he liado un poco. Así que a las 22:30 ya estaba en la cama con el Compex y repasando la estrategia a seguir al día siguiente.

RACE DAY PRE-CARRERA

Me levanto a las 4:30 para ir despertando el cuerpo y a las 4:55 ya estoy en la sala del desayuno, para evitar retrasos. Desayuno ligero ya que he comprobado que aún siendo una prueba con tanta demanda energética, necesito comenzarla casi con el estómago vacío. A las 5:45 cogemos el autobús para ir al pantano y voy en el primer turno así que, como a mí me gusta, tengo 1:15’ para preparar las cosas del box y cambiarme y pensar las cosas con calma porque en estas carreras las decisiones no meditadas 20 veces son las que te llevan al fracaso. La salida va un poco con retraso y además no me dejan calentar, aunque con 14o de temperatura exterior no veo del todo mal hacer el calentamiento en seco porque después de 20’ mojado, más de uno tiritaba de lo lindo. Nos llaman hacia la cámara de llamada, al ser un dorsal bajo voy de los últimos y lo curioso es que cuando se da la salida aún estoy llegando a la línea de la misma, me pilla bastante desprevenido porque además esperaba que antes de salir nos explicarán por donde pasar cada boya, pero bueno, somos 800 a la vez, no hay prisa.

SWIM

Como en el otro ironman, la estrategia es clara, buscar una línea de nado limpia, hacer los mínimos metros extras posibles y maximizar la eficiencia de cada brazada, haciéndolas largas y pausadas. Tenía claro que con 800 “tíos” a la vez (así me acostumbro para el primer Ironman “oficial”) iba a haber batalla pero la cosa fue bien en este sentido, con lo que más me peleé fue con un banco de algas que me tragué de pleno. Eso sí, al estar el pantano plano, lo único que veías delante eran brazos chapoteando, imposible ver las boyas así que tocó hacer la de Vicente.

Captura de pantalla 2014-07-15 12.05.51

Acabo la natación cómodo

Una vez ya ubiqué mentalmente las boyas, vi como un gran grupo se desviaba bastante volviendo a la salida y nadé ese largo prácticamente en solitario, el caso es que la mitad de la gente, yo incluído, no pudimos entrar al briefing por falta de espacio y las boyas de referencia no se sabe si se podían pasar por un lado o por el otro, yo por si acaso las dejé todas a la izquierda que era lo lógico, pero mucha gente las dejó por la derecha. La segunda vuelta se me hizo más corta ya que nadando me suelo encontrar mejor a partir de los 40’, así que salí cómodo que era el objetivo y aunque no sabía el tiempo, creía que no había estado muy separado de mi horquilla de tiempos lógicos (1:10-1:15). Acercándome a la playa de Landa para terminar la natación noto sensación de hambre, por un lado estoy contento porque comienzo la bici con un vaciado gástrico total, pero al mismo tiempo pienso: “¿la habré cagado?”. Mientras me cambiaba oí por megafonía que íbamos por 1:16, así que calculaba que había hecho más o menos 1:14 (realmente fueron 1:12).

T1

Todo bien organizado sale bien, así que hago la transición más o menos rápido, dentro de mi protocolo que sacrifica un poco de tiempo en pos de asegurar una carrera cómoda, es el caso de los calcetines con dedos separados, que cuesta como 1’ ponértelos pero sabía que en la carrera a pie lo agradecería. Voy a por la bici andando, sé que no voy a ganar demasiado tiempo y puedo sobrecargar las plantas de los pies como otras veces me ha pasado.

BIKE

Salgo cómodo pero tengo frío y no sé si parar a ponerme los manguitos, pero a los 5’ minutos decido no hacerlo pues ya estamos en plena batalla y la sensación de frío desaparece. La primera parte tiene es una carretera ancha y con subi-bajas (como luego descubriría que es todo el circuito) pero con tendencia a la bajada por lo que rápidamente mi media se sitúa por encima de 30, algo que psicológicamente me tranquiliza, ya que daba por bueno hacer 28 en este circuito tan rompepiernas. Saco mi chuleta de la estrategia nutricional escrita en un posavasos del hotel y la empiezo a seguir a rajatabla, plátano en el primer avituallamiento, luego gel, luego plátano…todo bien. La primera vuelta, que es más corta, es rápida, sobre todo la zona final que es una carretera más principal y donde ruedo fácil a 35km/h dejando la media de la primera vuelta en 31.8. Al girar de nuevo hacia Landa llega un terreno un poco “pestoso” no se si subo o si bajo, pero la media cae, llego a las rampas de la presa y aunque no quiero para evitar posibles problemas mecánicos, bajo plato porque si no creo que iba a sobrecargar mucho los cuádriceps. Pensaba que Landa estaba enseguida tras la presa pero aún quedaban como 10km y se me hacen un poco largos, pero al llegar y ver el público me animo y comienzo la segunda vuelta sabiendo donde puedo apretar y regular. La media cayó tras las subidas a 31.2 y aunque me desanimo en primera instancia me doy cuenta que llevo 1/3 del segmento ciclista a una media muy por encima del objetivo y eso me hace crecerme. Pasamos el enlace con la vuelta corta y llega el momento de conocer la vuelta larga y las sorpresas que depara, que no son otras que carreteras con el firme aún peor que las anteriores, más toboganes y comienzo a ver “drafters” a “gogó”, en la primera vuelta iban con cuidado pero al ver que los jueces no estaban por la labor de sancionar, campan a sus anchas.

P1190545

Saliendo de la T1

Como siempre digo, no me afecta, a mi me da igual quedar el 400 que el 600, hago esta prueba por mi satisfacción personal, pero sí que pienso en la gente que se está jugando premios, patrocinadores y el esfuerzo de toda la temporada y me preocupa que estos tramposos se estén cargando nuestro amado deporte. Bueno, reseteo y sigo a lo mío, llego a un terreno aburrido donde no logro pasar de 30km/hora pero para más “inri” veo que el viento va a favor…oh oh…llego al vértice del circuito en Zalduondo y veo el terreno, es algo favorable, pero al volver a girar en Salvatierra ya dirección Vitoria, veo que el viento va en contra así que toca acoplarse bien. La media sigue cayendo y paso por el segundo control a 30.7, km 110. Cálculo que en 70km he perdido 1.1 de media, así que asumo que acabo el segmento por debajo de 30, que aún así es un éxito para mí, pero ahora llega la zona de la presa y la media cae a 30.4, y los demonios llegan a la cabeza, quedan 60km estoy cansado y queda la zona más aburrida y luego el viento en contra. En fin, no queda otra que seguir. Llego al avituallamiento y mezclo las sales, sí, dado que sólo daban aquarius y powerade decido llevar mis propias sales encima y hacer la mezcla “on the go”, también paro a evacuar y tras salir me siento nuevo, llevo 130km 30.3 de media y me viene un subidón, además veo que el viento está girando y una vez pase Zalduondo de nuevo lo llevaré a favor, la mejor sorpresa es que al dirigirme hacia Vitoria de nuevo el viento es lateral-ligeramente a favor.

2014-07-13 21.36.47 copia

El mando de cambio fuera de su sitio

En el km.150 tengo una pequeña avería, tal es el traqueteo por la irregularidad del asfalto que el mando del cambio del acople se suelta y aunque no me afecta en nada, el miedo a que empeore y el ruido infernal no ayuda, unido a que noto abrasión en las plantas de los pies, que hace más calor y que me estoy quemando (no me puse protección, pues la niebla de primera hora no parecía que diese paso a un día radiante, error), hace que me venga un pequeño bajón unido a ver que la media baja a 30.2, pero rápidamente pienso que solo quedan 30 kms y me animo. Cogiendo de nuevo ya el buen firme, la velocidad de crucero que pongo sobre 33-35 hace que entrando en Vitoria la media se mantenga y llegue a la T2 con 182kms y 30.2 de media, ¡excelente! La emoción unida a que me esperan mis supporters al dejar la bici, hace que se me olvide que el GPS está en el manillar y que al entregar la bici al voluntario allí se quede, cosas de no estar acostumbrado a estas transiciones, así que otra maratón sin saber los ritmos.

T2

Me cambio más o menos rápido y bromeo con el compañero “¿por qué no nos vamos de birras?…Mañana me cambio al ajedrez”… Así que con buen humor y con un gran beso de la “number 1” Laura, comienzo la maratón, eso sí, no me percato de que los WC’s estaban antes de entrar y comienzo con ganas de evacuar líquidos, pienso que podré hacerlo por el camino, pero claro, esto es el centro de la ciudad, no es como el resto de tris donde podía parar en medio de un campo.

RUN

Comienzo a correr con dolor en el pie derecho, mi pie bastante cavo hace que tras tantas horas en bici llegue con bastante sobrecarga en la planta, así que espero que vaya disipándose pero de momento molesta. Llego al avituallamiento del km.1 y comienzo mi protocolo: lleno la petaca de agua que llevo en el cinturón, me lavo la cara y las manos de toda la suciedad de la bici y comienzo a correr ahora sí de verdad.

En la primera vuelta estoy "a tope"

En la primera vuelta estoy “a tope”

Me voy encontrando mejor y comienzo a alimentarme con geles con agua incorporada para que sea lo más asimilables posible, pero no es hasta el km 4 que puedo hacer pis en un WC portátil. A partir de este momento no pararé ni en los avituallamientos hasta el km 15, a un ritmo excelente para mi nivel, dejando la media en el control de chip de este km en 6:03, no se puede pedir más. Paso por la zona de meta y es como un avituallamiento mental, voy cómodo, animando a la gente que me anima, una pasada la verdad. Lo llevo todo muy controlado hasta el km 22 donde cometo el error que, a la postre, condicionó mi carrera, en el avituallamiento que hay en este km paro a rellenar la petaca y beber agua, pero decido beber un poco de Aquarius por el tema de las sales, y coger el agua en el último tenderete para rellenar la petaca. El problema es que no me doy cuenta y lo que cojo es powerade que no me atrevo a beber y veo un poco ridículo retroceder hasta el avituallamiento pensando que el otro está en 2,5km. Error. Cuando llevo 1km me doy cuenta que la he “cagado” pero como soy consciente comienzo a pensar como minimizarlo, bajo el ritmo para deshidratarme menos y cuando por fin llego al avituallamiento bebo con moderación pero sabiendo que debo recuperar lo perdido. No tomo geles durante un rato para no “gastar” agua del cuerpo y la cosa parece que va bien, hasta el km 26 que llega el temido pinchazo en el estómago. Lo conozco bien y sé que esto tiene mala pinta porque no puedo correr ni un metro y quedan 16kms, muchísimo para hacerlo andando. En otras carreras he comprobado que con Coca-cola suele mejorar la cosa así que hago de jorobado (correr con la espalda casi paralela al suelo para mitigar el dolor) los siguientes 2 kms hasta el próximo avituallamiento. Bebo por fin pero llevo el estómago muy mal y, cuando paso por meta, mis fieles seguidoras me ven muy mal, voy medio trotando y esta última vuelta la he hecho en 1:23 cuando las anteriores las había hecho en 1:03 y en 1:06.

Captura de pantalla 2014-07-15 12.38.02

¡Entrada en meta!

Comienzo la última vuelta y hago las inevitables cábalas de tiempo: “si ando hasta la meta que tiempo haré…”, he visto que he pasado por meta en 11:12h más o menos, así que me quedan 1:20h para bajar mi tiempo del primer ironman, pero luego pienso…”ese debe ser el tiempo de la salida élite!!!”, efectivamente a ese tiempo había que restarle 20’ por lo que estába en 10:52h a falta de la última vuelta, eso me anima y porque veo factible hasta bajar de 12:30h aunque ande. Poco a poco me voy dando cuenta que me encuentro un poco mejor, y voy diciendo: “venga hasta el 34 y paramos”, “venga hasta el 36 y paramos”, y así me doy cuenta que sigo corriendo y salvo algún retortijón extra puedo mantener un ritmo aceptable. y llega el km 40…buahhhh…subidón total, tengo claro cada metro de los que me queda a meta: el puente de hierro la entrada en el parque, el giro hacia C/Prado, Virgen Blanca,… El ambiente es brutal y comienzan las lágrimas, los últimos kms debo ir por debajo de 5’/km, voy volando y nada me detiene, el aliento del público es brutal y por fin encaro la línea de meta, sprint final y salto!!! Sensaciones inmejorables y, esta vez sí, disfrutando de un ironman cuyo virus me ha “picado” bien, sólo pienso en volver a repetir! No quiero perder la oportunidad de agradecer a Laura y, en esta carrera, a Paula por su apoyo y a todos los que, aunque sea con un “Me gusta” aportan su granito de arena a la motivación. También agradecer a la organización y a los voluntarios brindarnos una carrera tan dificil de organizar. Y ahora, ¿qué? ¿Frankfurt, Niza, Zurich, Roth…?

II Triatlón MD Peñíscola

La celebración del  TRIATLON MD PEÑÍSCOLA supuso en 2013 ser el primer triatlón de media distancia de la provincia de Castellón, un complicado reto que emprendió el Club Triatlón Tritan con el apoyo de Infinitri Sports. En 2015 celebrará su tercera edición con el objetivo fijado en el salto internacional.

Instantes previos a la salida

Instantes previos a la salida

El evento además destaca por sus singulares localizaciones convirtiéndola en una espectacular prueba de media distancia (1,9 km – 90 km – 21 km.) también conocida como half-Ironman. El evento tiene lugar en la localidad de Peñíscola, que integra la red de pueblos más bonitos de España y se sitúa como uno de los destinos turísticos preferidos.

El formato del II Triatlón MD Peñíscola reúne muchos y excitantes alicientes: la prueba comienza con un segmento de natación de 1900m donde la salida y la meta del mismo, estarán en playas diferentes de Peñíscola y rodean el casco antiguo de la localidad, que recuerda a muchos a la isla de Alcatraz aunque a diferencia de ésta, un pequeño trozo de tierra la une a la península convirtiéndolo en un espectacular tómbolo, que está coronado por un castillo construido por los Templarios y situado 64 m. por encima del nivel del mar.

Espectacular circuito de ciclismo

Espectacular circuito de ciclismo

Al escenario inicial del Triatlón MD Peñíscola le siguen un exigente circuito ciclista de 90km por el interior de la comarca pasando por las localidades de Càlig, Cervera del Maestre y Sant Jordi, con un perfil con constantes cambios de nivel que sin tener grandes pendientes acaban por acumular continuos esfuerzos.

Otras de las joyas de la carrera es su segmento de carrera a pie de 21km, comenzando desde la playa norte y pasando de nuevo por la playa sur, de camino al parque natural de la Serra D’Irta donde nos acompañarán las excepcionales vistas de sus calas salvajes, en un sinuoso recorrido con un 60% de asfalto y un 40% de tierra de buen firme.

Segmento de carrera a pie por parajes increíbles

Segmento de carrera a pie por parajes increíbles

Para el Club Triatlón Tritan, organizadores del evento, el objetivo ha sido crear un evento que represente toda la riqueza del patrimonio turístico y cultural que posee la provincia, Castellón, y que sea digna de la gran afición que existe hacia el deporte en general y al triatlón en particular. La filosofía del evento ha sido desde el principio la de crear un triatlón con unas características singulares donde los servicios al triatleta estén por encima de todo lo demás, un triatlón creado por triatletas.

 

El podium final

El podium final

Si tu empresa o club también quiere organizar un evento tan espectacular como este, contacta con nosotros e Infinitri lo hará realidad. Tienes más info del evento en www.triatlonmdpeniscola.es

Training Camp Peñíscola

Los pasados 10 y 11 de Mayo tuvo lugar el II Tritan Training Camp Peñíscola, enmarcado como actividad previa al Tritan MD Triatlón, con la organización del Club Triatlón Tritan y la producción de Infinitri Sports.

IMG_5294 copia

Asistentes al II Tritan Training Camp Peñíscola

El Tritan Training Camp Peñíscola supuso la concentración en un fin de semana de todo tipo de actividades relacionadas con el mundo del triatlón, tenía fundamentalmente tres objetivos:


– Realizar durante un fin de semana una serie de entrenamientos enfocados a la media y larga distancia del triatlón, organizados y controlados por profesionales, y dentro de un grupo reducido.


– Conocer más técnicas sobre ejecución, nutrición, normativas y otros aspectos de la competición.


– Conocer de primera mano los circuitos del TRITAN MD TRIATLÓN, que se disputa dos semanas después, ya sea para realizarlo en 2014 o en próximas ediciones.

Calentando antes del segmento de natación

Calentando antes del segmento de natación

CIRCUITOS DE ENTRENAMIENTO:

1) Open water swim:
Una vuelta al circuito de natación del Tritan MD (2000m).

2) Ciclismo:
2 niveles, 50 km y 70km, dando 1/2 vueltas al circuito del 3TCS.

3) Running:
Una vuelta al circuito del TRITAN MD de carrera a pie de 10km.

¿QUÉ INCLUÍA LA INSCRIPCIÓN?

– Alojamiento el sábado 10 en el Hotel 4**** Agora Spa & Resort
– Cena Sábado + Desayuno y Comida Domingo, todo incluido.
– Conferencias y talleres específicos
– 1 consumición en en la TRI-party en el Mandarina Club
– Welcome pack compuesto de:

Welcome pack Nutrisport

Welcome pack Nutrisport

  • Bidón ciclista Tritan
  • Pack avituallamiento
  • Maillot ciclista M/C Tritan

– Test de productos
– Sorteo de Gafas de la marca Bollé
– Asistencia mecánica y coche de apoyo
– Garaje de bicicletas privado
– Uso del gimnasio

 

ASÍ SE DESARROLLÓ EL CUMPUS:

Sábado 10 de mayo

16:00 – Welcome pack & presentación del Camp
16:30 – Charla sobre natación en aguas abiertas
17:00 – Open water swim (2.000m)
18:00 – Avituallamiento
18:30 – Free time
21:00 – Cena en el Hotel Ágora
23:00 – TRI-party en Mandarina Club

Clausura del Camp

Clausura del Camp

Domingo 11 de mayo

8:00 – Desayuno en Hotel Ágora
8:30 – Charla sobre nutrición en triatlones de larga distancia
9:00 – Entrenamiento de ciclismo (50-70km)
11:30 – Taller de transiciones & cofee break
12:00 – Entrenamiento running (10km)
14:00 – Comida en el Hotel Ágora
16:00 – Café, evaluación del camp, sorteo de regalos y FIN!

 

Si deseas organizar un campus en tu empresa, club deportivo o convertir tu establecimiento hotelero en “Tri-friendly”, contacta con nosotros.